El rey desnudo

16,00 Impuestos incluidos

Santiago Úbeda Cuadrado

Categoría:

Descripción

EL REY DESNUDO
Santiago Úbeda Cuadrado
Madrid, febrero de 2019
Colección Poesía, nº 29
180 páginas, 14 x 21 cm.
Rústica con solapas
ISBN: 978-84-947249-8-5
Precio: 16 euros (IVA incluido)

* * *

EL LIBRO:
(extracto)

1.El oráculo y la causa última del principio de todo

Según los principios de la telurología,
Ciencia de lo que a los humanos nos influye por abajo;
y de la astrología,
Ciencia de lo que a los humanos nos influye por arriba;
unido el conocimiento de ambas Ciencias a la Vientología
o Soplología (según el autor o según por dónde sople el Viento),
cabal y más completa Ciencia (más al menos que las precedentes)
de lo que sopla en medio, entre lo de arriba y lo de abajo,
entre las fuerzas telúricas del fondo de abajo, como el pavimento
que se derrite en plena ciudad (clima continental extremo)
y las energías del fondo de arriba de los astros que tenemos encima,
bajo el sol de mediados de julio, tacones de aguja de una mujer que camina
feroz sobre el pavimento, perforándolo en términos telurológicos,

no podía ser sino aquel día, catorce del siete del dos mil uno,
cuando Yo empecé a oír voces
voces que me hablaban de Tarot
de Vientos
de Flow
y de dinero

pero Yo no empecé ni mucho menos
a oír voces así por las buenas
antes tuve un negocio de meditaciones
Meditaciones a gogó
con establecimiento abierto al público
twenty four hours a day
durante dos años
(y porque ya no podía seguir pagando el alquiler)
e hice también una intentona mítica y mística de multinacional
de la meditación: el Medita Right Now
qué se creen
con grupos localizados en los cinco continentes
que meditaban todos los martes y jueves
en el mismo sitio y a la misma hora
y que encima me pagaban comisión por el uso de la marca
y mucho antes
tuve también una Tienda de Ultramarinos
que heredé de mi padre
y que mi padre a su vez heredó de mi abuelo
pero eso es otra historia
volvamos ahora a las Meditaciones a gogó

sepan ustedes que yo introduje
las meditaciones a pedales,
a pie, a caballo y al peso,
a discreción, a cubierto,
a quemarropa, a balazos,
a gritos y a plazos,
al contado, a escape, a escote,
a traición, a medida, a descubierto,
al desnudo, a petición del usuario,
a petición de los desheredados del mundo,
a petición de los próceres del mundo,
a petición de quien le plazca o esté interesado.

Sí, señores,
Yo introduje (nunca antes se había visto)
meditaciones para los muy comprometidos,
meditaciones por la igualdad,
todas las igualdades,
igualdad entre hombres y mujeres,
entre mujeres y niños,
entre hombres, mujeres y niños,
entre mujeres, hombres, niños y otros animales humanos y no humanos,
meditaciones por la igualdad salarial, fiscal, intelectual, vital y espiritual,
meditaciones por la igualdad sin más y en Lo Eterno.

En síntesis,
que Yo fui el Primero y el Único
que planteó un loco, divertido
y lucrativo (o eso pretendía) negocio
de meditaciones sin cuartel
de Meditaciones a gogó
una Gran Biblioteca de Babel
de las Meditaciones
cuyo bucle de silencio y vacío
aspiraba a ser Dios
un Dios que no era ese
“gran libro circular de lomo continuo”
que da toda la vuelta a las paredes
de una cámara circular,
sino una Diosa con la forma de una bibliotecaria
que, hastiada de la lectura de ese mismo libro,
permanece sentada, meditando.

[…]